Condenan en España a 97 años de cárcela a un hombre por fotografiar a 35 menores en poses sexuales

Condenan en España a 97 años de cárcela a un hombre por fotografiar a 35 menores en poses sexuales

Las Palmas de Gran Canaria (España), 25 nov (EFE).- Un tribunal español condenó a 97 años de cárcel a un fotógrafo de la isla de Gran Canaria (Atlántico) por aprovecharse de 35 menores que pasaron por su estudio con el sueño de iniciarse como modelos, a las que retrató desnudas o en poses sexuales explícitas. 

La sentencia, publicada este jueves, considera al acusado, Luis Jorge M.E., de 55 años, culpable de 35 delitos de pornografía infantil, nueve de ellos en su modalidad agravada porque afectan a niñas menores de 16 años. 

Los magistrados consideran probado que, entre 2013 y 2018 fotografió desnudas a 35 menores de edad, a las que "atraía fomentando su interés por la profesión de modelo, alabando sus condiciones y disposición a tal fin". 

De esa manera, consiguió convencer a las chicas (algunas de 13 o 14 años) para que posaran total o parcialmente desnudas, en ocasiones solas y, a veces, junto a otras compañeras. 

Los magistrados subrayan que las imágenes que Luis Jorge M.E. tomó tienen un "contenido sexual y obsceno manifiesto", pese a que la defensa alegaba que eran artísticas, y destaca que se hicieron sin estar presentes los representantes legales de las menores y no se entregaron copias de los reportajes. 

La Audiencia recuerda que las protagonistas de las imágenes son menores y subraya que su contenido entra "dentro de ese turbio mundo que es la pornografía infantil", tipificada como delito en las leyes españolas. 

Aunque el tribunal condena al fotógrafo a 97 años, los magistrados precisan que cumplirá en prisión un máximo de quince, según el cómputo de condenas que establece la ley española para los autores de múltiples delitos. En esos casos, el tiempo máximo en la cárcel es el triple de la condena más alta, y esa es de cinco años por cada uno de los delitos de pornografía infantil agravada. 

La sentencia también obliga al condenado a indemnizar a las perjudicadas con 175.000 euros (unos 196.000 dólares) por los daños morales que les ocasionó.