Guatemala aprueba una ley de emergencia por la pandemia

Guatemala aprueba una ley de emergencia por la pandemia

  Los diputados al Congreso de la República de Guatemala aprobaron la noche del lunes una "Ley de emergencia nacional para la atención de la pandemia Covid-19", 18 meses después de iniciada la pandemia y cuando el país vive una de sus peores olas de contagios, con unos 5.000 nuevos casos diarios y poco más de 1,5 millones de personas vacunadas. 

La iniciativa de ley, que aplica sólo al Ministerio de Salud y el Instituto Guatemalteco de Seguridad Social, se aprobó con 137 votos a favor, uno en contra y 22 ausencias de los 160 diputados. 

El decreto aprobado incluye la vacunación para menores entre 12 y 17 años, establece precios de referencia de medicamentos, un bono de poco más de 250 dólares para médicos que atienden la pandemia y una beca para estudiantes de medicina que atienden a pacientes con COVID-19 en sus practicas supervisadas.

También se estipula priorizar la contratación de personal médico.

La ley será temporal y condicionada y "tiene por objeto atender a la población guatemalteca expuesta a la pandemia COVID-19 y fijar las disposiciones legales para al adquisición en el mercado nacional e internacional de medicamentos, bienes, suministros, servicios, material quirúrgico, obras de ampliación y acondicionamiento de los servicios públicos de salud" entre otros, dice la ley.

Los diputados oficialistas y aliados no aprobaron el empleo de un centro médico militar, que funcionan con fondos estatales y que atiende a militares, políticos y personas destacadas aquejadas de la enfermedad, para atender a paciente graves de COVID-19, justo cuando Guatemala vive una de sus etapas más complicadas con aproximadamente 5.000 contagios diarios por la enfermedad. 

Uno de los que se negó fue el diputado aliado al oficialismo Lázaro Zamora, del partido VIVA, quien dijo que a su consideración la ley ya establece que todas las instituciones púbicas podrán a disposición de autoridades sanitarias sus instalaciones, por lo que dijo no era necesario que se hiciera en forma específica a instalaciones militares. 

"Basta con que el presidente como comandante general del ejército dé la orden", dijo Zamor. Sin embargo, en 18 meses de pandemia el presidente no ha solicitado tal acción a pesar de que varios hospitales públicos han anunciaran que están con una ocupación de 100% de pacientes graves por coronavirus.

El decreto norma el control del gasto público y ordena nombrar comisiones de auditoría para verificar, fiscalizar los procesos de compras y contrataciones bajo esta ley "que garanticen la transparencia y la calidad en la ejecución del gasto público necesario en la prevención, diagnóstico, tratamiento, contención, atención y respuesta a la emergencia sanitaria", según el texto.

La ley llegó luego de que en dos ocasiones los congresistas se negaran a aprobar estados de calamidad solicitados por el ejecutivo, al considerar que dichos estados limitaban los derechos de los ciudadanos como la movilidad o la reunión y permitía al ejecutivo realizar compras sin mayor fiscalización.

La hasta ahora ministra de Salud, Amelia Flores, confirmó el lunes por la noche a The Associated Press su renuncia al cargo por temas personales, tras señalamientos en su contra y críticas por el manejo de la pandemia y días después de que su madre murió debido al virus. 

Guatemala registra 511.000 contagios desde que inició la pandemia, con 12.754 personas fallecidas por el virus.