¡Cómodas y elegantes en el verano!

Tendencias en el trabajo, en época de pandemia

¡Cómodas y elegantes en el verano!
La vuelta al trabajo en esta nueva normalidad por el Coronavirus, tiene sus cosas buenas, y una de ellas es que podemos empezar a usar ropa diferente para crear looks más elaborados. 

Ahora es el instante de pensar en vestidos, blusas, camisas, faldas y, por supuesto, la prenda working por excelencia: Los pantalones, que nos sirvan para volver a la oficina o al teletrabajo con mucho estilo. 

Las expertas en moda ya nos han adelantado alguna de las supertendencias en pantalones que veremos sin parar en los looks de oficina durante los próximos meses.

¿Lo mejor? Que la comodidad no va reñida con la elegancia. 

LINO

Quizá el lino sea el tejido veraniego más buscado, y es que el hecho de que ser fresquito y, además, no ajustarse al cuerpo, lo ha convertido en el aliado infalible de las altas temperaturas.

Sin embargo, con la llegada del entretiempo, lejos de abandonarnos, será un hit de la temporada, siendo los pantalones la prenda que tome el relevo.

Han sido el sustituto de los jeans durante todo el verano y todo apunta a que continuarán siéndolo durante el próximo otoño.

¿Por qué? Porque son igual de versátiles que un vaquero y además les doblan en elegancia. 

OFICINA

Si quieres un lookazo de oficina que esté a la altura sin renunciar a la estética comfy, lo mejor es que te inspires en la apuesta Rocky Barnes: Suéter fino, pantalón de lino, mocasines y ¡todo al blanco!

ACAMPANADOS

Aunque durante años el pitillo ha llegado a convertirse en una de las prendas más cómodas del armario, aun ciñéndose por completo al cuerpo, debemos reconocer que los pantalones palazzo les dan mil vueltas en ese aspecto. 

Y es que, aunque su ajustada cintura alta de la sensación de ir apretada, su enorme fluidez y caída consiguen que las piernas estén en total libertad, llegándose a confundir en ocasiones con las faldas. 

Tal ha sido su éxito en el universo working y fuera de él, que mujeres famosas los han convertido en su prenda fetiche.

Combínalos con una camisa de rayas y unos stilettos para ir a la oficina o con un cropped top y unas zapatillas para un look informal y desenfadado. 

LEGGING

A estas alturas no ha falta que nadie nos explique lo que significa llevar unos pantalones tipo leggings. 

Su ajustado a la par que flexible diseño hace que, por una parte, marque las curvas, pero también que se adapte a ellas.

¿La conclusión? Qué si te gusta ir cómoda pero no ceñida, lo mejor es que combines este tipo de pantalones con prendas de corte oversized, pero, si por el contario.