Las condiciones adecuadas de salud para tener relaciones sexuales

Las condiciones adecuadas de salud para tener relaciones sexuales
Hay condiciones en las que no sabemos si tener relaciones sexuales es lo más adecuado y placentero. Esta es una serie de recomendaciones, de acuerdo con datos de sitio especializado en salud Doctissimo.
Si estoy en la playa: Lo primero es cuidarte de que te multen. Puedes tener relaciones sexuales en la arena, pero es mejor encima de una toalla para que la arena no entre en la vagina, ya que puede provocar irritaciones y romper el preservativo. Si lo haces en el agua, coloca el preservativo antes de entrar y ten cuidado, ya que el agua disuelve la lubricación y la penetración puede ser molesta.
Si tengo cistitis: La cistitis es inflamación de la vejiga causada por infección de vías urinarias. El sexo puede favorecer su aparición por la presión y posible entrada de bacterias por la uretra; es importante orinar después del sexo. No es una ETS y no puedes contagiarla a tu pareja. Puedes tener relaciones si te sientes cómoda.
Si no quiero tener penetración: El sexo no sólo se reduce al coito, ni tampoco a la estimulación genital. Puedes tener relaciones sexuales satisfactorias y de calidad practicando el sexo oral, la masturbación mutua, el sexo anal (si lo que no quieres es penetración vaginal) o, simplemente, acariciándose todo el cuerpo. ¡Sí! sigue siendo sexo y muchas veces es más placentero que el coito.
Tengo la menstruación: Sí se puede, incluso con penetración. En realidad no hay ninguna contraindicación y si te preocupa manchar, podrías usar la copa menstrual o bien, pequeñas esponjas que absorben la sangre durante unas horas y con las que se puede practicar la penetración sin mancharse. 
Si estoy embarazada: El sexo en el embarazo puede ser muy beneficioso por favorecer la irrigación sanguínea en la zona pélvica y la segregación de oxitocina en el orgasmo, que sirve de práctica para el momento del parto. A no ser que esté contraindicado por el médico específicamente, puedes tener sexo como siempre estando embarazada. En los últimos meses, la vagina se acorta por el peso del bebé y es mejor elegir posturas que no sean de penetración profunda.
Si tengo candidiasis: Las infecciones vaginales por hongos son muy frecuentes en las mujeres e, incluso, hay algunas que las sufren recurrentemente. Mientras la infección está activa, es mejor renunciar a las relaciones sexuales genitales porque pueden ser muy molestas por la sensación de picor en la zona y porque existe riesgo de contagio a la pareja
Si tengo balanitis: La balanitis es la inflamación e irritación del glande del pene y puede ser debido a higiene incorrecta, fimosis o una ETS. Es importante acudir al médico para iniciar el tratamiento cuanto antes. Hasta que no sepas la causa de esa inflamación, es recomendable no tener relaciones sexuales genitales; además, incluso con preservativo, podrían ser muy molestas.
Si no tengo preservativo: Si vas a tener relaciones sexuales y te das cuenta de que no tienes condón, puedes practicar el sexo sin penetración, masturbándose el uno al otro o con sexo oral, por ejemplo. Pero evitar el coito.
Si olvidé tomar la píldora: Puedes usar el preservativo durante los siguientes siete días al olvido, aunque se llegue a la semana de descanso de tu calendario. Si los olvidos son frecuentes, te sugerimos plantearte otro anticonceptivo más sencillo de recordar, como el anillo o parche.
Si la/lo acabo de conocer: Para el sexo casual es muy importante que uses condón, que no te expongas a que te lastimen y toma en cuenta que no hay compromisos de por medio.