Espejo de príncipes

"Los narcos siempre hablaban 

de lealtad, menos cuando 

estaban en apuros". 

Steve Murphy

Ex Agente de la DEA

México parece ser uno de esos países donde casi todo se repite cada sexenio, esencialmente en los asuntos de seguridad, sin  que haya un atisbo entre los mexicanos ¿Del por qué? 

Los Jefes de Policía y los Procuradores fueron, son y serán siendo instrumentos mecánicos perfectamente aceitados de control político en turno. Son hechos a semejanza de los gobernantes y a los tiempos políticos en los que viven y como componentes indispensables de la in-seguridad y/o violencia en ese inevitable concierto político-organizacional de complicidades. Eche un vistazo.

El súper-policía era amigo del Presidente de los Estados Unidos Mexicanos y de su hermana.

Estuvo todo el sexenio como "Jefe de la Policía".

Poseía información sensible de políticos, su silencio valía mucho.

Fue señalado tanto por agencias de inteligencia extranjeras como mexicanas de narco-policía. 

Controlaba a secuestradores y operaba a favor de unos y en contra de otros. 

Era conocido de colombianos, principalmente de narcos, que eran amigos de ex agentes antinarcóticos gringos.

Su poder era como el de un General de cinco estrellas.

Trabajó con personas incondicionales a él y colocó estratégicamente a sus amigos en puestos claves.

Era partidario de artistas y de reporteros a los que ocasionalmente invitaba a sus oficinas y les daba "tips" de contrainteligencia y obsequios. 

Facilitó, patrullas y equipo para la filmación de una película, donde se resaltaba la noble labor de los policías. 

Los medios de comunicación y articulistas le rendían pleitesías.

Recibió condecoraciones y reconocimientos de gobiernos extranjeros y Doctorados "Honoris causa".

Fue acusado de tráfico de cocaína por los Estados Unidos.

Poseía residencias, terrenos y casas de descanso tanto en México como en el extranjero, así como autos de lujo. 

Su residencia habitual la ordenó construir al sur de la Ciudad 

de México.

Hizo y deshizo a su antojo en dos áreas fundamentales de la seguridad, la policía preventiva y la de investigaciones.

Fue distintivo de la corrupción y del abuso poder.

Sus amistades llegaban hasta la SCJN.

Terminado el sexenio se refugió en los Estados Unidos.

Fue detenido en los Estados Unidos por el FBI.

El Ex Presidente de la República lo protegió hasta el final. 

TAPANCO: Para más datos, le decían el "Negro Durazo", Arturo Durazo Moreno. Cualquier similitud con algún otro personaje de la actualidad detenido, es mera casualidad mexicana. Al fin y al cabo, un Modelo "educativo" de Reyes para sus Delfines. 

Les deseo una Feliz noche buena y un buen término de año, ah! y gracias de verdad por leerme. Nos leemos el año que entra, sí el Patrón no dispone otra cosa.  

Francisco.soni@uaslp.mx twitter: @franciscosoni