Agonizan papelerías del Centro Histórico

Agonizan papelerías del Centro Histórico

Las papelerías en el centro de la ciudad están sufriendo por las bajas ventas que van hasta un 60 por ciento al juntarse, en lo que va del año, la pandemia, que no haya clases presenciales, los 15 días de vacaciones por semana santa y que los estudios de manera virtual no les favorecen en nada.

En una visita a varios de los negocios, sus dueños coinciden en que no hay compras incluso una de las encargadas dijo que "ya es casi un año en que pareciera que estamos de vacaciones y es que desde que suspendieron las clases presenciales para nosotros así es".

En otro de las tiendas el encargado mencionó que, aunque el próximo lunes regresan a cases virtuales, la venta es muy baja, no compran "ni mochila porque no la van a utilizar, dicen que les encargan tareas, pero solo vienen por un lápiz, una cartulina, hojas, pero ya no la lista con material que se llevaban en 2019".

También dijo que las compras son mínimas por lo que ve que el porcentaje es hasta de un 60 por ciento abajo. "No nos visitan familias que, al tener varios hijos, llevaban listas completas, tal vez porque entre hermanos se prestan los colores y otros útiles".

Es lo básico lo que se compra, dijo otra empleada, un sacapuntas, un lápiz, un resistol, unas hojas, dos cartulinas. "No hay quien te compre muchas cosas, es un problema para todos nosotros y no vemos con las clases virtuales una mejora".

Los encargados de los establecimientos coincidieron en que las bajas ventas complican mucho porque hay gastos en servicios como luz, agua, teléfono, renta que hay que solventar, por eso algunos dependientes se turnan para solo trabajar tres días a la semana.