Casi 96% de calles tiene obstáculos a la vialidad

Reconoce alcaldía que sobrepoblación vehicular también es un desafío a la movilidad

Casi 96% de calles tiene  obstáculos a la vialidad



En 21 años, el parque vehicular en la ciudad se ha triplicado, mientras que la capital tiene apenas el 5 por ciento de sus calles libres de topes u otro tipo de obstrucción, lo que genera problemas para la movilidad e incluso para la sostenibilidad de la urbe a largo plazo, reconoció el ayuntamiento en su Plan Municipal de Desarrollo 2018-2021.

El documento, publicado el pasado sábado en el Periódico Oficial del Estado, indica que el perfil particular de la movilidad urbana en el municipio muestra un uso intensivo del automóvil y un sistema de transporte público con serias limitaciones que privilegia el uso de los vehículos particulares.

El documento señala que en 1996, el parque vehicular en la entidad era de menos de cien mil unidades. En 2017, su número se disparó hasta los 300 mil.

Si esta tendencia continúa, señala, la sostenibilidad de la ciudad se vería en un reto, pues el uso intensivo de los vehículos supone un sentido contrario a la política de planeación centrado en las personas.

“Los problemas viales se agravan debido a la respuesta tradicional que ha ofrecido hasta ahora el Gobierno Municipal: la colocación de obstáculos viales para reducir la velocidad o el flujo, que no hace más que alterar la deteriorada infraestructura vial de la Ciudad”, reconoce el documento.

Citando estadísticas del Inegi, el plan señala que en las calles delimitadas por once mil manzanas en la ciudad, el 72.6% presenta restricciones vehiculares. En el 15.9 por ciento, hay algunas restricciones. Otro 5.9 por ciento no tiene pavimento y sólo el 5.6 por ciento no tiene restricciones al tráfico.