VIDEO. Delegada del CEN y dirigente estatal de Morena reprueban intromisión del Partido Verde en elección interna

VIDEO. Delegada del CEN y dirigente estatal de Morena reprueban intromisión del Partido Verde en elección interna

A-AA+

Tanto Rita Ozalia Rodríguez Velázquez, delegada del CEN y Sergio Serrano Soriano, presidente estatal de Morena, recriminaron la intromisión del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) en las elecciones de congresistas distritales, sin embargo, consideraron que el morenismo no resultó afectado.

Rodríguez Velázquez criticó que aunque Araceli Martínez Acosta, dirigente del PVEM aseguró que tal instituto no participó, la realidad fue que miles de asistentes pertenecían a ese partido, quienes ahora ya forman parte del morenismo.

Reportó que pese a las irregularidades Regeneración Nacional no sufrió un daño en San Luis Potosí, porque "la gente ya se afilió". De forma parcial, hubo una participación de 50 mil a 70 mil personas para afiliación y reafiliación, informó.

"La verdadera intención (de entrometerse) del Verde, la desconozco, aquí lo importante es la participación de la gente. Sí tuvimos algunos conatos de violencia, pero gracias a la gente nos fue bien, no faltó organización; estamos aprendiendo y somos un partido nuevo", dijo.

Por separado, Serrano Soriano denunció que el acarreo provino no solo del PVEM, sino que también de los Siervos de la Nación de la Secretaría de Bienestar. Además que muchas de las personas fueron amenazadas de que si no participaban les retirarían los programas sociales.

Enfatizó que luego de la detección de irregularidades, todas las personas inconformes con los resultados que divulgue la Comisión Nacional de Elecciones (CNE) pueden impugnar ante la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia (CNHJ).

"Espero que acaben estas prácticas. No abonan en nada a la democracia y Morena sí pretende que haya procesos verdaderamente democráticos, fue una jornada no violenta, pero hubo mucho acarreado tanto del Partido Verde como gente del Bienestar", recalcó.