Noruega DNV defiende su investigación en L12

A-AA+

Ciudad de México.- Luego de que el Gobierno capitalino difundió lo que considera las inconsistencias del informe de Análisis Causa-Raíz del colapso de la Línea 12 del Metro, su autora, la empresa noruega DNV, respaldó su investigación, la metodología empleada, los hallazgos y las conclusiones, que incluyen la falta de inspección de mantenimiento de la obra como uno de los cuatro factores que causaron la caída de una trabe.

Rechazó el conflicto de interés que han acusado las autoridades con la inclusión de Héctor Salomón Galindo, quien promovió en 2012 un recurso electoral contra el ahora presidente Andrés Manuel López Obrador, pues asegura que si bien es su empleado, no tuvo injerencia en la indagatoria ni redacción de los informes técnicos.

Sobre la metodología utilizada, refirió que no utilizó la presentada originalmente “BSCAT”, ya que es estándar y cada entregable es único por el tipo de proceso, de instalación y personas involucradas. 

El Gobierno de la Ciudad de México aseguró que los errores de diseño en la obra de la Línea 12 del Metro no podrían haberse corregido con inspecciones visuales rutinarias, como lo indicó la firma noruega DNV en el tercer informe de Análisis Causa-Raíz.

“¿Se realizaron las inspecciones? Sí, en 2019 y 2020. ¿Se podría haber detectado una deflexión desde el nivel de calle? No. ¿Se podría haber evitado el colapso con inspecciones visuales? No”, aseguró el titular de la Secretaría de Obras y Servicios (Sobse), Jesús Esteva.