Carreras acudirá a Plaza de Armas, dará el "grito" y se irá; para el desfile motorizado aún no se define bien la ruta

Carreras acudirá a Plaza de Armas, dará el grito y se irá; para el desfile motorizado aún no se define bien la ruta

El Gobierno del Estado restringirá este martes por la noche el acceso a la Plaza de Armas de la capital, pues la ceremonia del Grito de Dolores en el Palacio de Gobierno consistirá únicamente en un acto simbólico, pero sin la tradicional fiesta mexicana.

"Será un grito sin asistencia ciudadana. Simplemente para cumplir con el protocolo. Al día siguiente, habrá un desfile militar motorizado, muy rápido, por una ruta que todavía no se ha definido del todo", dijo el secretario general de Gobierno, Alejandro Leal Tovías.

Adelantó que los accesos a la Plaza de Armas y al Palacio de Gobierno serán controlados con apoyo de personal de Seguridad Pública tanto estatal como municipal, pues la idea es que el gobernador Juan Manuel Carreras López llegue al inmueble, dé el grito en el balcón central y se retire.

El funcionario no detalló si la administración estatal aplicará medidas extra para procurar que la población permanezca en casa durante el evento patrio, especialmente en los municipios del interior del estado, donde la vigilancia policiaca se relaja o es insuficiente para controlar, por ejemplo, eventos masivos no autorizados.

Leal Tovías también dejó en claro que la llamada "Ley Seca" no será aplicada la noche del tradicional Grito de Dolores, aunque sí aplicarán las restricciones normales de horario para la venta de bebidas embriagantes.