Improvisan albergue en banqueta del Central

Familiares de pacientes pernoctan en la calle, abrigados como pueden

Improvisan albergue en banqueta del Central

Decenas de familias de pacientes internados en el Hospital Central "Ignacio Morones Prieto" en la capital de San Luis Potosí, esperan fuera de la entrada de urgencias, con incertidumbre todos los días; espera que al caer la noche se complica por las bajas temperaturas derivadas de los frentes frío que se han registrado en la entidad.

La señora Lucía Aguilar, lleva esperando a que su esposo, que ingresó por dificultad respiratoria e inmovilidad de la cintura para abajo, salga del hospital. Además de la incertidumbre del diagnóstico certero sobre el padecimiento de su esposo, ha tenido que permanecer atenta en las bancas y la carpa improvisada que puso el Gobierno del Estado a las afueras del nosocomio, desde el pasado viernes 21 de enero.

Explicó que ella y su esposo son originarios de Ciudad del Maíz, sin embargo, decidió traer a su esposo a la capital potosina, cuando su pareja se despertó de la siesta que estaba tomando con problemas de movilidad, dolor muscular y falta de aire.

Su espera, dijo, ha sido larga y complicada por el frío, pues acudió sola con su esposo a la capital potosina y con la falta de recursos ha tenido que pernoctar con una cobija pequeña y suéteres que no la mantienen caliente, pues comentó que a partir de las 11 de la noche y durante toda la madrugada las temperaturas bajan drásticamente.

"Uno cuando pasa algo se sale sin nada, uno arranca nada más, sin nada. Y luego si viene uno de lejos es peor: ¿cuándo va a traer cobijas uno? Uno trata de sacar a su paciente", agregó.

Pese a que ella no tiene discapacidad, dijo que se mantiene en la silla de ruedas que le proporcionaron las autoridades del Hospital, para trasladar a su esposo cuando así lo requiere ya sea por estudios o alguna otra razón.

Lucía Aguilar, hizo un llamado a las personas que como ella acudan por atención al Hospital Central, para llegar abrigados y con cobijas por si se tuvieran que quedar en la intemperie; aunque también solicitó el apoyo de las autoridades del Gobierno del Estado para proporcionar cobijas a personas de escasos recursos o que acuden sin un abrigo o cobertor para pasar la noche.

La Coordinación Estatal de Protección Civil prevé que este 27 de enero las temperaturas en todo el Estado bajen considerablemente debido a que se espera que por la tarde noche ingrese una masa de aire frío a la entidad potosina asociada al frente frío número 24.