Subsidio a gasolinas ayudó a bajar contrabando de hidrocarburos, informa SAT

Subsidio a gasolinas ayudó a bajar contrabando de hidrocarburos, informa SAT

A-AA+

El contrabando de hidrocarburos se redujo gracias a los estímulos fiscales a los combustibles que está aplicando el gobierno federal para contener el alza en el precio de las gasolinas y diésel, informó el Servicio de Administración Tributaria (SAT). Al dar a conocer el Informe Tributario del primer semestre del 2022, dio a conocer que el contrabando y robo de combustibles pasó de 47 millones de barriles de igual periodo del 2021 a 26.4 millones.
Señaló que los estímulos al Impuesto Especial Sobre Producción y Servicios (IEPS) a los combustibles durante el primer semestre del ejercicio 2022 son la razón principal de la reducción del contrabando de combustibles.
Indicó que no solo las importaciones no están pagando IEPS, sino que se está realizando la devolución del estímulo complementario correspondiente por litro vendido directamente por el importador. Lo anterior, aseguró, elimina los incentivos para la actividad de contrabando técnico y bronco que se focaliza en la introducción del combustible al país evadiendo el pago de dicho gravamen. Este efecto se puede observar muy claramente en donde a mayor estímulo de IEPS -mayores al 100% reflejan el estímulo complementario- menor la cantidad de barriles estimados que fueron introducidos al mercado por contrabando y robo, expuso.
Mencionó como ejemplo de la disminución en el contrabando técnico, que se puede observar la importación de lubricantes que durante el 2021 tuvo un incremento del 79% sobre la demanda legítima, sin que exista algún sustento en la actividad económica. Para el periodo enero-junio de 2022, es notoria la disminución del volumen de importación de estas sustancias al país, igualando así la demanda del mercado, subrayó. Recordó que estos productos no están sujetos al pago de IEPS, por lo que son usados como medio de evasión para la introducción de diésel y gasolina.
El SAT detalló que la oferta legítima de combustible, compuesta por la producción de Petróleos Mexicanos (Pemex) y las importaciones sujetas al pago de los gravámenes correspondientes, alcanzó los 214.5 millones de barriles en el periodo enero-junio de 2022, tan solo el 89% de la demanda real estimada en 240.9 millones de barriles, por lo que se estima que 26.4 millones de barriles fueron ingresados al mercado de manera ilegítima, presumiblemente por robo. Al hacer la comparación con el mismo periodo del ejercicio 2021, se estima una reducción de este mercado ilegítimo de 20.6 millones de barriles (43%), presumiblemente lo correspondiente a contrabando. El gobierno de México aplica un subsidio directo a los consumidores de gasolinas Magna y Premium para que no paguen el IEPS por cada litro que cargan en las estaciones de servicio.
Por otro lado, tiene un estímulo fiscal complementario dirigido a los productores e importadores de combustibles que ayuden a reducir el gasolinazo provocado por el alza de los petroprecios en los mercados internacionales; por lo cual les permite descontar impuestos o pedir la devolución.