En la capital, observaciones por 137.2 mdp

La Auditoría Superior no precisa si las anomalías corresponden a esta administración o la pasada

En la capital, observaciones por 137.2 mdp

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) realizó observaciones por 137.2 millones de pesos por anomalías registradas en el ejercicio del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de los Municipios (Fortamun) durante 2018.

De acuerdo con el reporte de auditoría de cumplimiento 2018-D-24028-19-1289-2019 1289-DS-GF, las observaciones con mayor monto suman 115 millones de pesos por 16 transferencias realizadas desde la cuenta en los que se depositaron los 504.3 millones de pesos recibidos en 2018 por concepto del Fortamun.

De ellas, 10 fueron destinadas al concepto "pago de nómina de seguridad pública" sin que se encontraran documentos comprobatorios de su destino. El resto de los movimientos tampoco tenían comprobantes de a dónde se destinaron.

Por otra parte, la ASF detectó 4 obras que no se concluyeron y por las que se pagaron otros 18.3 millones de pesos.

Otra anomalía fue la cancelación de tres comprobantes fiscales de igual número de proveedores, por un monto conjunto de 2.1 millones de pesos, de los cuales no se justificó la anulación.

Finalmente se registró una observación por 1.2 millones de pesos de penalizaciones convencionales no cobradas a contratistas de cuatro obras que quedaron inconclusas.

Los 137.2 millones de pesos que sumaron estas anomalías fueron considerados presunto daño patrimonial a la hacienda pública.

Sin embargo, sólo se emitió una promoción de responsabilidad administrativa sancionatoria.

La ASF no precisa a qué administración corresponden las observaciones. En los primeros nueve meses de 2018,la administración municipal capitalina estuvo a cargo del perredista Ricardo Gallardo Cardona, y el trimestre restante correspondió a Xavier Nava Palacios.

Sin embargo, el documento presenta un oficio fechado el 12 de agosto de este año en donde la Tesorería Municipal de la actual administración ya radicó las observaciones ante la Contraloría Interna para investigar las anomalías.