Vecinos reportan fincas peligrosas en El Montecillo

Los inmuebles se encuentran intestados y son refugio de drogadictos y hampones

Vecinos reportan fincas peligrosas en El Montecillo

Vecinos del Barrio del Montecillo denunciaron las condiciones de peligro de derrumbe e inseguridad pública, que les han generado dos fincas intestadas infestadas de ratas de dos y cuatro patas y construidas a base de mampostería y adobe ya muy viejo, que poco a poco se han venido derrumbando. De una de las fincas se cayó un muro con las lluvias de los días anteriores.

Los malvivientes que se alojan en ellas, suelen drogarse e ingresan al Barrio del Montecillo y asaltan o golpean a la gente, o ponen en peligro a quienes esperan el autobús de transporte urbano en el Centro de Transferencia, situación que ya los hartó.

Como parte de un Comité de Vigilancia del Barrio, la señora Gloria Romero, explicó que una de las fincas se encuentra en la esquina de Vicente Chicosein y la calle Otahegui y la otra finca se localiza en la misma calle Chicosein, en las proximidades con la calle Insurgentes, muy cerca de la casa que por años rentó Transportes Urbanos y Suburbanos Tangamanga para el control de frecuencia de paso de las rutas 29, 33 y 34.

"Lo que nos preocupa mucho es que hay una ruta de camiones muy cerca y la gente por ahí espera el autobús y los malvivientes se meten por ahí y agarran para todo esa casa, por la que ingresan hacia el barrio".

Dijo la vecina que los malvivientes asaltan, golpean gente, se meten a las casas a robar y todo por esa casa abandonada. 

Agregó la señora Gloria Romero que por lo general es gente de fuera que encontró en ambas viviendas un lugar para refugiarse mientras planean como molestar tanto a los vecinos como a la gente que va al Centro de Transferencia de Transporte Urbano.